«Claudia Pavlovich no se dobla y mucho menos con historias ficticias y golpes bajos»: Gobernadora

«Claudia Pavlovich no se dobla y mucho menos con historias ficticias y golpes bajos»: Gobernadora

La gobernadora de Sonora Claudia Pavlovich Arellano hizo una reflexión sobre la violencia de género que, explica, ha vivido a lo largo de su vida profesional y que la ha enfrentado con trabajo y resultados.

Claudia Pavlovich, la mujer, la madre de familia, la gobernadora, no se dobla, y mucho menos con historias ficticias y golpes bajos”, dijo la mandataria estatal en un escrito compartido esta noche en sus redes sociales.

Señaló que en los espacios que ha ocupado en su trayectoria profesional ha sido sujeta a la violencia de género como les sucede a las mujeres que les toca “remar contra corriente” frente a este fenómeno.

«He vivido en carne propia la violencia de género que ha venido acompañada de señalamientos, burlas, acoso, discriminación, de todo tipo, críticas por mi apariencia, si estoy gorda, si estoy operada, si me visto bien, hasta cuestionamientos sobre mi capacidad para tomar decisiones… todo por el simple hecho de ser mujer”, dijo.

Pavlovich Arellano puntualizó que cuando fue candidata a Gobernadora, en el proceso electoral de 2015, fue blanco de la campaña política más agresiva y feroz que se haya registrado.

“Desde el primer día ya tenía encima la dura lápida de una campaña que no solo se burlaba de mi aspecto, sino de cada una de nuestras vulnerabilidades como mujer”, añadió.

En su mensaje hizo referencia al proceso electoral actual y a la firma del Acuerdo Nacional para la Democracia, firmado este martes, entre el Gobierno federal y los integrantes de la Conferencia Nacional de Gobernadores, la cual preside.

“Casualmente en medio de un proceso electoral, y justo un día después de que firmamos a nivel nacional el Pacto para la Democracia donde nos comprometemos a promover campañas electorales limpias, de altura y de respeto, soy sujeta de esa misma violencia que, basada en medias verdades y mentiras completas, como suele ser la violencia de género, pretende dañarme en lo personal y en lo profesional.

“Pero esta vez fueron más allá, y no solo me dañan a mí sino a lo más preciado que una mujer puede tener, su familia, sus hijos. Creen que así nos van a doblar, pierden su tiempo, no saben que el temple se hereda”, destacó.

La Gobernadora aseguró que no se distraerá en las campañas de denostaciones y que se enfocará en cumplir con responsabilidad el compromiso que asumió con los sonorenses para el crecimiento de Sonora.

Fuente: El Imparcial

Redacción R

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.