Los últimos militares ucranianos que resisten en una gigantesca siderúrgica de la ciudad

Los últimos militares ucranianos que resisten en una gigantesca siderúrgica de la ciudad

Mariúpol vive horas determinantes. El hecho de que la ciudad caiga o no bajo el control de Rusia está limitado al último bastión ucraniano que queda en el lugar

Los combatientes ucranianos están refugiados en la enorme planta siderúrgica de Azovstal, en el medio de la destrozada ciudad, que se ha convertido en el último foco de resistencia de Mariúpol. La toma de la planta por las fuerzas rusas significaría la caída de la ciudad y una enorme victoria para Moscú.

Las fuerzas rusas están ahora intentando asaltar las instalaciones de la planta después de que los combatientes ucranianos ignoraran el domingo el ultimátum de Rusia de rendirse o morir, como señala la agencia de noticias AP.

El Ministerio de Defensa de Rusia emitió el martes un nuevo comunicado en el que pedía a las fuerzas ucranianas y a los combatientes extranjeros que se encontraban en el interior que se rindieran antes del mediodía hora de Moscú (09:00 GMT). «Todos los que depongan las armas tienen la garantía de seguir con vida».

Eduard Basurin, quien representa a la autoproclamada República Popular de Donetsk y está respaldado por Rusia, le dijo al canal de televisión Rusia 24 que la aviación y artillería están ayudando a «grupos de asalto» a tomar las instalaciones.

Redaccion

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.