Malena Villareal, tanatologa, ofrece ayuda virtual a los no resilientes

Malena Villareal, tanatologa, ofrece ayuda virtual a los no resilientes

Solamente un tercio de las personas tienen una capacidad innata para ver o enfrentar de manera positiva el estrés y la adversidad en su vida, significando que no todos son resilientes por su naturaleza, ya sea por el temperamento o el carácter, para superar dichas situaciones, indicó Malena Abril Villareal, asesora familiar.

La educadora se encuentra en formación en Tanatología, una disciplina relacionada a la muerte, sus causas y consecuencias, participó en el Simposio: Matrimonio y Familia con el tema “Resiliencia: tus heridas te hacen único”, en donde abarcó que las generaciones más jóvenes necesitan entender que está bien sentirse mal y pedir ayuda, en lugar de no expresarse.

La resiliencia es la capacidad del ser humano de hacerle frente a la adversidad, el estrés, un trauma, y salir fortalecido o tener un crecimiento después de eso […] solamente un tercio de las personas tienen esa capacidad innata de ver o enfrentar de manera positiva el estrés de su vida,

“¿Qué significa eso? Que los otros dos tercios, no somos resilientes por naturaleza, por nuestro temperamento, carácter, que no es positivo cuando se presenta una adversidad, pero eso no quiere decir que no se pueda desarrollar”, detalló la maestra en educación.

La especialista añadió que la resiliencia sí se puede mejorar, pero se necesitan recursos adecuados que, muy probablemente, las generaciones anteriores no tenían o no querían recurrir a ellas, y por ende los ciudadanos hoy en día no tienen desarrollada cierta habilidad.

Indicó que el dolor y la pérdida es parte de la condición humana, algo con lo que se tiene que vivir y aprender de ello, pero dada la falta de resiliencia, siendo el herido, o la falta de empatía, siendo quien ayuda al herido, no se permite que exista la comunicación y consecuentemente tampoco su solución o liberación

“Es algo que no queremos hablar porque no se nos enseñó el ‘no llores’, ‘hay que ser fuerte’, ‘todo está bien’, esa manera de reprimir y ocultar todo esto, pues son patrones con que crecimos y que probablemente repetimos. La cuestión de la sociedad ahorita, es ser super independiente, de que no necesitan a nadie para salir adelante,

“Y no. Necesitamos normalizar el pedir ayuda cuando lo ocupamos, sobre todo la profesional, porque estos dos tercios de personas que no somos resilientes por naturaleza, podemos desarrollar esa capacidad de ser más positivos, de manejar nuestros miedos y transformar lo malo en algo creativo y productivo, que sume y ayude”, expresó.

Su conferencia, así como las demás que participaron en el Simposio: Matrimonio y Familia, se encontrará disponible en la página: https://www.simposiomatrimonioyfamilia.com hasta el próximo domingo 2 de agosto, para poder conocer éste y muchos temas más.

FUENTE: EXPRESO

Redacción R

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.